Category: Zabalgarbi Noticias EN

21 May

Las infraestructuras de tratamiento de residuos de Bizkaia

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

DEIA

Bizkaia cuenta con las infraestructuras necesarias para el tratamiento de los residuos urbanos del territorio, buena parte de las cuales depende de la Diputación Foral de Bizkaia. La mayoría de estas últimas se localiza en el Ecoparque de Artigas.

El Ecoparque de Artigas lo integran:

— Bizkaiko Konpostegia

Bizkaiko Konpostegia es la planta para la producción de compost a partir de residuos procedentes de la recogida selectiva de la fracción orgánica de residuos orgánicos (contenedor marrón), jardinería y biorresiduos de grandes almacenes de alimentos. Produce un compost que se puede utilizar como complemento fertilizante. Una parte se entrega a municipios para la fertilización de parques públicos y otra parte se comercializa.

— Planta de Tratamiento Mecánico Biológico (TMB)

En la Planta de Tratamiento Mecánico Biológico (TMB) se realiza un primer proceso de clasificación y separación de residuos depositados en el contenedor de la fracción resto. Este proceso se hace utilizando diferentes métodos para derivar los residuos a posteriores tratamientos. El objetivo es canalizar la mayor parte de los residuos, hacia el reciclaje y valorización, evitando su depósito en vertedero.

— Planta de Valorización energética (Zabalgarbi)

La Planta de Valorización energética (Zabalgarbi) centra su actividad en el tratamiento de los residuos mediante tecnologías innovadoras para la valorización energética. A través de este proceso de valorización, Zabalgarbi genera y devuelve a la red eléctrica energía suficiente para cubrir un 35% de las necesidades de consumo doméstico anual de Bizkaia.

— Vertedero de Artigas y planta de lixiviados

El Vertedero de Artigas cuenta con una capacidad operativa de 2,8 millones de metros cúbicos y una vida útil prevista de 30 años a partir de 2021. Artigas y Jata (este último opera como vertedero de reserva y está cubierto provisionalmente) son los dos vertederos aún operativos en Bizkaia. Recogen los residuos municipales ya tratados e inertizados en TMB y que no han podido ser introducidos en la cadena de recuperación. En Artigas también se ubica una planta de tratamiento de lixiviados con capacidad para depurar 500.000 metros cúbicos al año, que recoge los lixiviados generados en todas las instalaciones de Garbiker, la sociedad pública foral encargada de la gestión de residuos en nuestro territorio.

Fuera del Ecoparque de Artigas, además, existen otras dos infraestructuras de tratamiento:

— Bizkaiko Zabor Berziklategia (BZB)

Bizkaiko Zabor Berziklategia (BZB) es la planta en la que se clasifican y preparan los envases ligeros recogidos en el contenedor amarillo, cumpliendo las exigencias requeridas por la industria recicladora de estos materiales, que posteriormente gestiona Ecoembes. Garantiza el reaprovechamiento de más del 79% de los residuos de envases recogidos y es la más eficaz del Estado, según Ecoembes, por su alto índice de aprovechamiento.

— Berziklatu

Berziklatu es la planta de tratamiento integral de residuos voluminosos (muebles, maderas, línea blanca…). Fomenta la reutilización y reciclaje de estos residuos y se ubica en un entorno regenerado desde el punto de vista medioambiental, ya que para su creación se recuperó una zona utilizada como vertedero de residuos de la actividad minera. El 97% de los residuos que llegan a esta planta se reutilizan, se reciclan o se valorizan energéticamente. Berziklatu es, además, una planta orientada a la inserción sociolaboral de personas en riesgo de inclusión.

18 May

Llevar la basura a vertederos genera un 245% más de emisiones GEI que su valorización energética

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

FUTURENVIRO

Según un informe de G-Advisory (Grupo Garrigues), existe una importante diferencia entre las emisiones de GEI derivada de la valorización energética y del depósito en vertederos. El vertido de residuos urbanos en España genera casi 10 millones de toneladas de CO2e, equivalente a la contaminación anual de un parque automovilístico de 3,51 millones de vehículos. La valorización energética permite reducir el volumen de desechos que terminan en vertedero en un 90%.

La huella de carbono de la valorización energética es claramente menor que la asociada a la eliminación en vertedero. Así lo manifiesta G-Advisory, firma de asesoramiento independiente del Grupo Garrigues, en un informe encargado por Aeversu, la Asociación de Empresas de Valorización Energética de Residuos Urbanos, sobre el impacto ambiental de la valorización energética en España y Andorra, comparado con el depósito en vertederos.

La huella de carbono mide la totalidad de GEI emitidos por efecto directo o indirecto, con el fin de determinar su contribución al cambio climático, y se expresa en toneladas de CO2 equivalentes (tC02 e). En el caso de la gestión de residuos urbanos, principal sistema en España que sigue teniendo como destino el vertedero, representa el 4% de las emisiones de GEI (Gases de Efecto Invernadero).

Tras el análisis llevado a cabo por G-Advisory, se demuestra que los vertederos emiten 772 kg CO2 e por tonelada tratada, mientras que la valorización genera unas emisiones de 224 kg CO2 e por tonelada tratada. Es decir, los vertederos emiten un 245% más de emisiones GEI que la valorización energética.

Gracias a este proceso de transformación de los residuos en energía, se consigue una evidente mejora ambiental local. Pero, además, en vez de enviar los residuos al vertedero, la valorización energética puede suponer una reducción de emisiones equivalente a la contaminación anual de un parque automovilístico de 3,51 millones de vehículos.

O lo que es lo mismo, un 71% menos de emisiones que el vertedero. De esta forma, la valorización energética puede ayudar a cumplir con el marco de la UE  para 2030: un objetivo de, al menos, un 55% menos de emisiones de gases de efecto invernadero en comparación con 1990.

“Existe una importante diferencia entre las emisiones de GEI derivada de la valorización energética y del depósito en vertederos por toneladas de residuos urbanos. La valorización, por sus menores emisiones que el depósito en vertedero, puede jugar un papel muy importante en el cumplimiento de los objetivos de reducción de emisiones marcados por la Unión Europea y España”, asegura Laura Santiago, Manager de Sostenibilidad y ESG en G-Advisory.

Valorización energética Vs. Vertederos

De acuerdo con el estudio, la valorización energética, consistente en la conversión en energía de aquellos residuos que no pueden ser reciclados, ya sea en forma de electricidad, vapor o agua caliente, es un proceso recomendado para los residuos que no pueden ser reutilizados ni reciclados y vitalpara otros, como los productos sanitarios, que presentan pocas alternativas viables de gestión.

Además, el aprovechamiento energético de los residuos evita su eliminación en vertedero y los impactos ambientales y sociales asociados a esta. En concreto, mediante la producción de energía – calor y electricidad – se evitan las emisiones de GEI que se habrían producido al generarse dicha energía mediante otras tecnologías que utilizan combustibles fósiles.

Por otro lado, la valorización energética permite reducir el volumen de desechos que terminan en vertedero en un 90%.

“La menor huella de carbono de la valorización energética en comparación con la eliminación en vertedero es un factor que refuerza la jerarquía establecida de gestión de residuos en Europa y el papel que puede jugar la valorización energética en España y Andorra, como complemento del reciclaje para lograr los objetivos marcados por las estrategias de economía circular y lucha contra el cambio climático”, concluye Rafael Guinea, presidente de Aeversu.

Puedes acceder al informe completo, aquí y consultar los anexos en este otro enlace

10 May

Disminuye la generación de residuos urbanos en Bizkaia, con el mejor dato desde 2016

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

GESTORES DE RESIDUOS

La generación de residuos urbanos se redujo en Bizkaia un 5% en 2020, ejercicio en el que se recogieron un total de 618.609 toneladas de desechos, según los datos que recoge la Diputación Foral de Bizkaia de forma anual. Esta cantidad supone 29.555 toneladas menos que las retiradas un año antes y es el mejor registro desde 2016, cuando se recogieron 605.000 toneladas en el territorio.

El descenso se produjo tanto en el residuo doméstico como en el comercial, si bien en este último fue más acusado debido principalmente al cierre ocasional y a la disminución generalizada de la actividad generados por el COVID-19.

A su vez, la recogida de orgánico volvió a crecer durante el año pasado un 2,37%, confirmando la tendencia al alza de los últimos ejercicios, al igual que la de envases ligeros. Por su parte, la tasa de recogida selectiva se situó en el 49,48% (un 0,95% menos que en 2019), según han informado fuentes de la institución foral. La reducción se ha producido tanto en el residuo doméstico (-4%) como en el comercial, si bien ha sido más acusada en este último (-6%), debido al cierre ocasional y a la disminución generalizada de la actividad, especialmente en el denominado canal HORECA (hostelería, restauración y catering) como consecuencia de las restricciones instauradas por la pandemia.

La influencia de la pandemia en los hábitos y en las actividades que generan residuos queda patente si se analizan los datos correspondientes al segundo trimestre del año, en el que se produjo el confinamiento domiciliario. En este período de 2020, la reducción de la generación de residuos alcanzó el 13%, impulsada principalmente por la caída en la recogida de residuos comerciales, que fue del 20,26%.

El descenso en la generación de residuos se ha dejado notar tanto en la fracción resto como en la recogida selectiva. En total, la primera de ellas ha sumado 338.705 toneladas, esto es, 8.237 toneladas menos que el año pasado y un porcentaje de reducción del 2%. Esta fracción sigue así en descenso, después de que cayera también en 2019 con respecto a 2018. La recogida selectiva para reciclaje, por su parte, sumó 286.546 toneladas, lo que supone una tasa del 49,48%, que representa un 0,95% menos que en 2019.

Por fracciones, en la recogida selectiva se ha registrado un aumento de la recogida de orgánico (contenedor marrón), que pasa de las 12.992 toneladas de 2019 a las 13.737 toneladas en 2020 y crece, por tanto, hasta alcanzar una tasa del 2,37%. Este incremento sigue la tendencia de los últimos años, en los que ha ido subiendo de forma progresiva el biorresiduo tratado, y es una de las prioridades que se había marcado y que sigue teniendo presente la Diputación Foral de Bizkaia.

En ese sentido, cabe recordar que desde el pasado 1 de marzo, además de restos de origen vegetal, pueden depositarse en el contenedor marrón restos de carne y pescado, crudos o cocinados, marisco, huevos y sus cáscaras, huesos y queso, con lo que se prevé que la cantidad de residuos orgánicos recogidos de forma selectiva se incremente de nuevo.

También crece en un porcentaje del 10,2% la recogida de envases ligeros (contenedor amarillo), que suma 21.443 toneladas frente a las 19.448 toneladas registradas en 2019. Este crecimiento de la recogida de envases y de biorresiduos contrasta con la disminución que han experimentado la de papel-cartón y vidrio, aunque ambas siguen siendo las de mayor volumen de recogida.

Este descenso es debido a que se trata de las fracciones en las que la recogida comercial está más implantada y, por tanto, han sufrido también las consecuencias del parón de actividad originado por la pandemia. En concreto, la recogida de papel-cartón ha bajado un 12,4% y suma 84.054 toneladas y la de vidrio, que representa 25.716 toneladas, se ha reducido en un 5,8%.

28 Apr

La generación de residuos urbanos se reduce un 5% en Bizkaia durante 2020

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

DIPUTACIÓN FORAL DE BIZKAIA

A lo largo del año pasado se recogieron 618.609 toneladas de desechos, 29.555 toneladas menos que en 2019. El descenso se produjo tanto en el residuo doméstico como en el comercial, si bien en este último fue más acusado debido principalmente al cierre ocasional y a la disminución generalizada de la actividad generados por el COVID-19. La tasa de recogida selectiva se situó en el 49,48% (un 0,95% menos que en 2019). La recogida de orgánico ha vuelto a crecer hasta el 2,37%, confirmando la tendencia al alza de los últimos años, y también lo ha hecho la de envases ligeros.

La generación de residuos urbanos se ha reducido en Bizkaia un 5% durante el año pasado, ejercicio en el que se recogieron en total 618.609 toneladas de desechos, según los datos que recoge anualmente la Diputación Foral de Bizkaia. Esta cantidad supone 29.555 toneladas menos y el mejor registro desde 2016, año en el que se recogieron 605.000 toneladas.

La reducción se ha producido tanto en el residuo doméstico (-4%) como en el comercial, si bien ha sido más acusada en este último (-6%), debido al cierre ocasional y a la disminución generalizada de la actividad, especialmente en el denominado canal Horeca (hostelería, restauración y catering) como consecuencia de la pandemia.

La influencia de la pandemia en los hábitos y en las actividades que generan residuos queda patente si se analizan los datos correspondientes al segundo trimestre del año, en el que se produjo el confinamiento domiciliario. En este período de 2020, la reducción de la generación de residuos alcanzó el 13%, impulsada principalmente por la caída en la recogida de residuos comerciales, que fue del 20,26%.

El descenso en la generación de residuos se ha dejado notar tanto en la fracción resto como en la recogida selectiva. En total, la primera de ellas ha sumado 338.705 toneladas, esto es, 8.237 toneladas menos que el año pasado y un porcentaje de reducción del 2%.  Esta fracción sigue así en descenso, después de que cayera también en 2019 con respecto a 2018. La recogida selectiva para reciclaje, por su parte, sumó 286.546 toneladas, lo que supone una tasa del 49,48%, que representa un 0.95% menos que en 2019.

Por fracciones, en la recogida selectiva se ha registrado un aumento de la recogida de orgánico (contenedor marrón), que pasa de las 12.992 toneladas de 2019 a las 13.737 toneladas en 2020 y crece, por tanto, hasta alcanzar una tasa del 2,37%. Este incremento sigue la tendencia de los últimos años, en los que ha ido subiendo de forma progresiva el biorresiduo tratado, y es una de las prioridades que se había marcado y que sigue teniendo presente la Diputación Foral de Bizkaia. En ese sentido, cabe recordar que desde el pasado 1 de marzo, además de restos de origen vegetal pueden depositarse en el contenedor marrón restos de carne y pescado, crudos o cocinados, marisco, huevos y sus cáscaras, huesos y queso, con lo que se prevé que la cantidad de residuos orgánicos recogidos de forma selectiva se incremente de nuevo.

También crece en un porcentaje del 10,2% la recogida de envases ligeros (contenedor amarillo), que suma 21.443 toneladas frente a las 19.448 toneladas registradas en 2019.

Este crecimiento de la recogida de envases y de biorresiduos contrasta con la disminución que han experimentado la de papel-cartón y vidrio, aunque ambas siguen siendo las de mayor volumen de recogida. Este descenso es debido a que se trata de las fracciones en las que la recogida comercial está más implantada y, por tanto, han sufrido también las consecuencias del parón de actividad originado por la pandemia. En concreto, la recogida de papel-cartón ha bajado un 12,4% y suma 84.054 toneladas y la de vidrio, que representa 25.716 toneladas, se ha reducido en un 5,8%.

23 Apr

Bizkaia. Diputación analizará con los municipios las líneas de actuación del nuevo plan de gestión de residuos y creará nuevas Vías Verdes

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

DIPUTACIÓN FORAL DE BIZKAIA

La nueva diputada de Sostenibilidad y Medio Natural, Amaia Antxustegi, ha compartido estas dos iniciativas como parte de las prioridades que se ha marcado de cara a los próximos meses y hasta concluir la legislatura. Antxustegi también ha anunciado la adopción de medidas para limitar la plantación de eucalipto y el desarrollo de un plan de compra de terrenos en los montes de toda Bizkaia para reforestarlos con especies autóctonas. El Departamento foral está trabajando en estos momentos en la elaboración del Plan Estratégico post 2020, lo que hasta ahora se conocía como Programa de Desarrollo Rural, y está centrado en el seguimiento del proceso de transición hacia una nueva Política Agraria Común, “que marca las líneas maestras y establece los fondos para nuestra actuación”.

La Diputada de Sostenibilidad y Medio Natural, Amaia Antxustegi, ha comparecido hoy ante las Juntas Generales para compartir las líneas de actuación prioritarias que desarrollará al frente de este Departamento durante los dos últimos años de la presente legislatura. Así, ha indicado que va a incluir a los municipios en el proceso de elaboración de las líneas de actuación del nuevo plan de gestión de residuos urbanos y ha anunciado también la creación de nuevas Vías Verdes en diferentes zonas del territorio, la adopción de medidas para limitar la plantación de eucalipto y el desarrollo de un plan de compra de terrenos en los montes de Bizkaia para reforestarlos con especies autóctonas.

Amaia Antxustegi ha señalado como una de las prioridades la culminación de la elaboración del nuevo Plan Integral de Residuos de Competencia Local de Bizkaia, “un documento de importancia vital para los próximos años”, que marcará la estrategia a desarrollar en esta materia y que se va a abrir a la participación de los municipios, a través del análisis conjunto de las líneas de actuación a incluir en el documento. “Vamos a reunirnos con los municipios para analizar las líneas generales de actuación que recogerá este plan, porque creemos que esa fase de análisis conjunto es clave para obtener un documento de trabajo para Bizkaia. Lo es porque el cumplimiento de los objetivos que Europa nos exige sólo puede conseguirse a través del compromiso de los municipios y sus habitantes. Esta consulta se desarrollará a lo largo de este año y, una vez finalizada, contrastaremos sus resultados con el Consejo de Sostenibilidad para, después, iniciar los trámites necesarios para su aprobación definitiva”, ha explicado. Y ha subrayado que aunque este proceso va a ser más largo de lo esperado, “nos va a permitir visualizar los diferentes puntos de vista de los municipios de nuestro territorio”.

El segundo de los proyectos a los que se ha referido en su comparecencia ha sido el de la creación de nuevas Vías Verdes en zonas de Bizkaia, entre las que ha citado la que discurrirá por el trazado de vía vieja de Lezama en Txorierri y otra en el entorno de San Juan de Gaztelugatxe. “En estos tiempos de pandemia hemos aprendido a valorar las posibilidades que nos ofrece nuestro entorno natural más cercano para pasear, practicar deporte o, simplemente, disfrutar al aire libre. Queremos aprovechar esta oportunidad para desarrollar proyectos que ayuden a incrementar las posibilidades de disfrutar de nuestros espacios naturales y hacerlo, además, contribuyendo a promover esa nueva movilidad que se ha marcado la Diputación Foral de Bizkaia: la de la zapatilla y la bicicleta”, ha contextualizado.

Limitar el eucalipto e impulsar las especies autóctonas

La diputada de Sostenibilidad y Medio Natural también ha señalado entre las prioridades para los próximos meses la limitación de la plantación de eucalipto y el impulso para incrementar la presencia de especies autóctonas en los montes de Bizkaia. En ese sentido, ha apuntado que la afección de la banda marrón en las masas forestales de pino está contribuyendo al incremento de la superficie dedicada al cultivo de eucalipto y que no existe una herramienta jurídica o normativa que respalde las limitaciones a la plantación de eucalipto en los terrenos privados. Antxustegi ha recordado que la Diputación Foral de Bizkaia hace 12 años que no subvenciona las plantaciones de esta especie y ha indicado que ahora se va a dar “un paso más”. “El nuevo plan de ayudas al sector forestal tendrá dos novedades principales. La primera, la incorporación de los servicios silvoambientales y climáticos y conservación de los bosques entre las líneas de subvención. Esto quiere decir que vamos a subvencionar la aplicación de métodos que hagan la gestión forestal más sostenible, la conservación de bosques autóctonos y la sustitución de plantaciones forestales alóctonas por bosques autóctonos. La segunda, que no se va a financiar las talas sanitarias que vayan seguidas del cultivo de eucalipto. Además, vamos a incrementar su turno mínimo de corta a 15 años”, ha explicado.

Estas medidas persiguen el doble objetivo de reducir la expansión de esta especie y dar un impulso a la plantación de árboles autóctonos. Un compromiso este último que, ha indicado, la Diputación expresa con dos iniciativas más: la creación de una colección de patrimonio forestal de Bizkaia y el desarrollo de proyectos de reforestación y restauración natural de montes en todas las comarcas de nuestro territorio, “tanto en montes de titularidad foral como en el suelo privado que se va a adquirir para tal fin. Mi objetivo como diputada en este aspecto es articular un plan de compra de monte para proceder a su reforestación con especies autóctonas”.

Playas y Gaztelugatxe

Junto a estas prioridades, la diputada de Sostenibilidad y Medio Natural ha hecho referencia a otros proyectos relevantes que verán la luz en los próximos meses y ha abordado dos cuestiones que cobrarán interés con la llegada del verano. Por un lado, ha explicado que pese a que nos encontramos en un momento de incertidumbre, en el que no se puede adelantar qué medidas adoptarán las autoridades sanitarias para frenar la expansión del COVID-19, más aún teniendo en cuenta el anuncio del final del estado de alarma el próximo 9 de mayo, su Departamento está trabajando con la previsión de que será necesario repetir el esquema de funcionamiento de la temporada pasada. “Así, en colaboración con los municipios, seguiremos estableciendo las medidas necesarias para cumplir lo establecido por las autoridades sanitarias para frenar la expansión del COVID-19. Vamos a seguir las instrucciones de Salud Pública del Gobierno Vasco y todas las medidas que adoptemos, como ya ocurrió el año pasado, serán continuamente revisadas y coordinadas con los ayuntamientos, en función del avance de la situación y de las restricciones que se adopten en cada momento”, ha apuntado.

Por otro lado, ha reiterado que se están desarrollando trabajos complementarios en Gaztelugatxe para determinar las actuaciones a desarrollar para estabilizar la zona en la que se produjo el derrumbamiento y poder reabrir este espacio al público “con garantías de seguridad y minimizando la afección en el entorno” y que hasta que no concluya ese análisis y se establezcan las medidas necesarias, permanecerá cerrado.

Antxustegi también ha hecho referencia a la creación de una Comisión para la Sostenibilidad Energética de Bizkaia, órgano que coordinará a los distintos departamentos y entidades forales implicados y que llevará a cabo todas las actuaciones necesarias para cumplir los objetivos y las obligaciones de la Ley de Sostenibilidad Energética de la Comunidad Autónoma Vasca.

Los retos del sector primario

En su comparecencia, la diputada de Sostenibilidad y Medio Natural ha recordado que en estos momentos se está desarrollando el proceso de transición hacia una nueva Política Agraria Común, “que marca las líneas maestras y establece los fondos para nuestra actuación” y que, por eso, “es de vital importancia acordar las prioridades del sector primario, dar buena cuenta de la idiosincrasia de Bizkaia para que se recojan las necesidades de nuestro sector primario en este nuevo plan marco, sobre todo en lo que se refiere a las cuestiones que son de nuestra competencia”. Antxustegi se ha referido de esta manera al proceso de elaboración del Plan Estratégico post 2020, lo que hasta ahora se denominaba Programa de Desarrollo Rural, para los próximos años.

Asimismo, ha analizado otros retos que afronta el sector primario, como el del relevo generacional, que ha considerado fundamental abordar para mantener viva la actividad en él. “Tenemos que facilitar el acceso de las personas jóvenes al sector primario, porque la edad media de nuestras y nuestros baserritarras es de 49 años. Gaztenek, banco de tierras y las ayudas financieras son iniciativas creadas para cumplir ese objetivo de evitar el envejecimiento del sector y la pérdida de explotaciones en nuestro territorio”. Y ha puesto en valor el trabajo de las mujeres en las explotaciones agrarias y las iniciativas desarrolladas en los últimos años para reconocer esta labor. “Se han dado pasos y la Diputación seguirá dándolos en adelante para dar voz a esas mujeres y visibilizar su labor”, ha subrayado.

21 Apr

Euskadi. Programa Circular Berrindartzea 2021

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

ECOTICIAS

El Basque Circular Hub, gestionado por la sociedad pública Ihobe, ha lanzado el programa Circular Berrindartzea 2021 para promover fomentar el empleo juvenil en Euskadi, y mejorar la preparación de las empresas de tamaño pequeño y mediano ante los retos que plantea la economía circular.

El programa, en el que colabora la Fundación Novia Salcedo, se dirige preferentemente a PYMEs del sector industrial, así como a aquellas que presten servicios avanzados de reparación y otros servicios conexos al sector industrial, que dispongan de domicilio social o al menos un centro de actividad, ubicado en la Comunidad Autónoma del País Vasco.

El objetivo es que 100 personas jóvenes tituladas universitarias o de FP2, tras un periodo de formación experta en economía circular, realicen prácticas en las empresas adheridas. Allí tendrán como objetivo implementar una hoja de ruta para que la compañía se pueda desenvolver en el ámbito de la economía circular, detectar oportunidades y mejorar su competitividad.

Los sectores industriales prioritarios para participar en Circular Berrindartzea 2021 son los de maquinaria y equipos; fabricación de componentes para medios de transporte; transformación de metal; químico, incluido transformación de plástico; construcción; alimentación y envases.

Gracias a la integración de jóvenes profesionales formados en procesos industriales de economía circular, las empresas participantes podrán “identificar los retos y oportunidades que este nuevo modelo económico ofrece para la mejora de su competitividad”, ha indicado Alexander Boto, director general de Ihobe.

“En concreto, la empresa conocerá cómo están aplicando la economía circular los líderes sectoriales, cómo establecer una cartera de productos y servicios propios que den mejor respuesta a los requerimientos del cliente, qué instrumentos existen para diferenciar la actividad de la empresa frente a la competencia, qué desarrollos normativos y legislativos van a afectar al negocio en los próximos años o qué posibles modelos de negocios alternativos podrían ser llevados a cabo de forma complementaria”, ha precisado el director de Ihobe.

Según las previsiones del Basque Circular Hub, el programa espera contar con un total de 100 personas jóvenes tituladas universitarias o de FP 2 residentes en el País Vasco que, tras un periodo formativo, desarrollarán sus prácticas en las empresas adheridas al programa definiendo e implementando una hoja de ruta en economía circular para cada una de ellas.

Las personas jóvenes, recibirán una formación que podrá ser presencial en las instalaciones del Basque Circular Hub, en Bilbao, telemática o mixta. Se realizará durante el mes de mayo y en total sumarán 80 horas lectivas. Los proyectos individuales de las empresas comenzarán a desarrollarse a partir del 1 de junio hasta el 31 de octubre. Las empresas interesadas en participar en Circular Berrindartzea 2021 tienen hasta el 23 de abril para presentar su solicitud.

06 Apr

Un paso más cerca de la integración de tecnologías de captura de carbono en plantas de valorización energética

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

RETEMA

Lanzado a finales de 2020, el Fondo de Innovación de la UE es uno de los instrumentos de financiación europeos para proyectos relacionados con tecnologías pioneras en industrias intensivas en energía, energías renovables y captura, uso y almacenamiento de carbono. En total, el Fondo asignará 1000 millones de euros a proyectos a gran y pequeña escala. De 311 solicitudes para la primera convocatoria, solo 70 fueron seleccionadas para la segunda ronda.

Dos proyectos ambiciosos en el sector de conversión de residuos en energía se incluyeron en la lista de finalistas. El Fortum Oslo Varme en Noruega y el Amager Bakke en Dinamarca. Ambos proyectos planean equipar las plantas existentes con tecnologías de captura de carbono para reducir su huella de carbono. Las elecciones de la Comisión Europea para esta primera selección envían una señal positiva hacia el potencial de las tecnologías de captura de carbono en el sector de conversión de residuos en energía.

El 90% de las emisiones de CO2 se capturarán cada año

La planta de conversión de residuos en energía de Fortum Oslo Varme actualmente suministra el 60% del sistema de calefacción de distrito de Oslo mediante la quema de residuos, como residuos biológicos y hospitalarios. La nueva instalación del proyecto, integrada en la planta existente, capturará el 90% de las 400.000 toneladas de CO2 emitidas cada año. Si la financiación solicitada de 300 millones de euros se aprueba en la segunda ronda de la convocatoria, la planta estará operativa en 2026 y reducirá las emisiones de Oslo en un 15%.

Conversión de CO2 intro e-combustibles ecológicos

El proyecto de la planta de conversión de residuos en energía de Copenhague, liderado por ARC y CMP, contribuirá al objetivo de la ciudad de convertirse en la primera capital neutra en carbono del mundo. Si se selecciona la financiación solicitada por el proyecto CCS de 120 millones de euros, se eliminarán las 500.000 toneladas de CO2 emitidas cada año por la planta. El CO2 capturado también brindará nuevas oportunidades en soluciones sostenibles, como los combustibles electrónicos ecológicos para el sector del transporte.

17 Mar

The Basque Government and Bilbao City Council set up the first advanced circular economy services centre in Southern Europe

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

IREKIA

Arantxa Tapia, the Basque Government’s Minister for Economic Development, Sustainability and the Environment, and the Mayor of Bilbao, Juan Mari Aburto, today unveiled the Basque Circular Hub, the first advanced circular economy services centre in Southern Europe. This new expertise centre, which will be managed by Ihobe, is the outcome of the public-private partnership between the Basque Government, Bilbao City Council, Deusto University, the University of the Basque Country-UPV-EHU, Mondragón University, the Basque VET Applied Research Centre-Tknika and the Nova Salcedo Foundation.

The Basque Circular Hub is the only centre of its kind in the Spanish State and in Southern Europe offering market outlook and advanced training services, along with trends analyses and generating expertise in the field of the circular economy.

Its goals for 2024 include 1500 companies using the hub’s services, around a hundred teachers and 1200 professionals having received specialised training in the circular economy, and 20 sector watch reports produced. In addition, Ihobe will support the city of Bilbao in the preparation of a circular economy roadmap and the search for innovation solutions to challenges raised by the citizens or the local business fabric.

This innovative centre is one of the instruments to meet the goals of the Circular Economy Strategy 2030 and will help to strengthen Basque industry’s leadership in its transformation towards more sustainable and circular models. As of today, companies of the Basque Country now have at their disposal a wide portfolio of services to enhance their competitiveness by means of integrating circular processes in their production systems.

The Basque Circular Hub will also provide support to new green economy entrepreneurship initiatives and will run advanced training courses for teachers, workers both in employment and the unemployed, and students wishing to specialise in this field. It will therefore be working with Deusto, Mondragón and UPV-EHU universities, the Basque VET Applied Research Centre-Tknika and the Nova Salcedo Foundation in that regard.

At the Basque Circular Hub, currently located in Bilbao’s Auzoko Factory Irazabal-Matiko, Ihobe’s 15 years of extensive experience in developing ecodesign methodologies and programmes to train experts in ecodesign is combined with Bilbao City Council’s track record in backing entrepreneurship. This is reflected in the agreement that both entities have signed to launch this trail-blazing initiative in the Spanish State and Southern Europe.

This initiative is part of the smart specialisation strategy being developed in Bilbao to drive advanced services that respond to the current and future needs of industry and other market options.

The Basque Government’s Minister for Economic Development, Sustainability and the Environment, Arantxa Tapia, and the Mayor of Bilbao, Juan Mari Aburto, have visited the premises of the Basque Circular Hub this morning, where Ihobe’s General Manager, Alexander Boto, showed them the highly-specialised services that this centre will provide for the Basque industrial fabric and for the vocational training & university community.

Four core areas of activity

The Basque Circular Hub covers areas such as new circular business models, ecoinnovation and technologies in the circular economy, new sustainable materials, ecodesign of products and buildings, efficient manufacturing, food waste, consumption of plastics, and circular consumption.

Ihobe is in charge of coordinating all the activity of this centre, whose staff is made up of experts in engineering, economics and marketing.

The centre will be working in four action areas: implementing circular economy projects in Basque companies, acting as the Circular Economy Observatory of the Basque Country, providing advance training in the circular economy, and making technical tools available for companies.

In particular, the focus will be on developing circular economy technical projects in Basque companies with the participation of young professionals trained at the Hub. The companies will have young specialists with the expertise to integrate the circular economy in their processes and the students will be able to access a working environment to put into practice what they have learnt. Specifically, over a thousand young people are expected to have taken part in this activity by 2024.

As the Circular Economy Observatory of the Basque Country, its work will include strategic watch activities to detect new business opportunities, producing roadmaps for emerging businesses, and preparing watch reports adapted to the industrial sectors.

In the field of entrepreneurship, it will support project design and provide guidance on accessing the grants available at any given time.

The expert training activities in the circular economy will play an important role as they will not only be aimed at recent graduates, but also the teaching staff at universities and vocational training centres. This training will also be available for companies that wish to have experts in the area.

A centre located in Bilbao

The Basque Circular Hub is located at Bilbao City Council’s Auzo Factory Irazabal-Matiko entrepreneurship centre, thanks to the agreement signed between Ihobe and the city council, by means of which the City Council provides the space to host the premises of the Hub. At the same time, both entities have undertaken to support and give advice to local entrepreneurship initiatives in the circular economy, as well as to detect business opportunities in this area in sectors such as trade, tourism and the creative industries.

All the Hub’s activity will be available on its corporate website where interested companies can perform a self-assessment of the degree of circularity of their industrial processes, quantify the environmental impacts of their products or visit the virtual exhibition of nearly 200 products ecodesigned by Basque companies and which have already been launched.

05 Mar

Ihobe fosters 26 eco-innovative projects in eco-design, remanufacturing & the circular economy for metals, plastics & ores

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

IREKIA

26 projects have been selected to receive aid from Ihobe, a publicly-owned company answerable to the Basque Government Department of Economic Development, Sustainability and the Environment, out of a total of 58 applications under the 2020 call for the Eco-innovation in the Circular Economy programme.
These projects expect to achieve results such as cuts in GHGs equivalent to the emissions per annum of 7000 people, equivalent to the population of Muzkiz, Lekeitio or Aretxabaleta.

These innovative industrial projects based on the circular economy join a list of 147 similar projects put into action in the Basque Country since 2014 thanks to this aid programme jointly funded by the ERDF (European Regional Development Fund).

69% of the projects in the 2020 call focus on the saving of materials, and the rest on products. Under the Products heading five eco-design projects for equipment and components and three remanufacturing and circular business model projects have been selected. Under the Materials heading six projects for fostering the circular economy in metals, critical materials and best available technologies have been selected, plus three on plastics and six on pres and construction materials. Three contaminated soil remediation projects have also been selected.

There are projects that seek to improve the design or durability of products, e.g. those undertaken by Alava-based companies Zayer and Zigor, Gipuzkoa-based CAF, Ekide, HreHidraulic and Ekonek and Bizkaia-based Emica Bombas and Vibacar. Stand-outs among the eco-innovative projects involving metals selected are those set up by ACB Sestao, Befesa Aluminio, Furesa and Stadler. Cikautxo, Akt Plásticos and Plastigaur are leaders in innovation in the circular economy for plastics, while Euskatfund, Hormor, KrosakiAmr Refractarios, Lezama Demoliciones, Nutec Procal and Sociedad Financiera y Minera are promoting innovative circular-economy projects involving ores. Afesa and the Teknimap-Talantia consortium are leaders in innovative soil remediation technologies, while TernuaImportArrasate is moving ahead of the EU’s sustainable textiles strategy with its Wearcycle project.

“The purpose of his aid is to encourage the design and implementation of eco-innovative projects at Basque companies which can enable us to build up a fabric of industry based on the circular economy and thus meet the 2050 carbon neutrality targets set for the Basque Country”, states Ihobe Manager Alexander Boto.

Stand-out projects on which implementation has begun in 2021 range from the automatic separation of sintered magnets to the creation of artificial-vision-based tools for automating the handling and diagnostic analysis of parts to be remanufactured and the creation of an integrated system for detecting and eliminating particle clouds generated during industrial operations.

Expected outcomes

If the technical, financial, environmental and commercial viability of these projects is confirmed, within three years the following outcomes are expected:

– There will be a decrease of 63,500 tonnes per annum in greenhouse gases (GHGs), equivalent to the emissions per year of 7300 people.
– The dumping of 475,000 tonnes of waste per annum will be avoided
– Additional turnover of €114 million per annum will be generated.
– 19 new business lines will be launched.

26 Feb

Bizkaia duplicará su capacidad de reciclaje de orgánicos con tres nuevas plantas en Berriatua, Igorre y Getxo

Zabalgarbi Zabalgarbi Noticias EN

EL CORREO

Separar en origen papel, envases, vidrio y textiles ya es común en muchos domicilios, pero Bizkaia quiere dar ahora un impulso al reciclaje de orgánicos, que se depositan en el denominado contenedor marrón, para cuyo uso se necesita una llave que suministran los ayuntamientos o mancomunidades. Además, el territorio quiere duplicar su capacidad de reciclaje de este tipo de basura. El año pasado se amplió la planta de compostaje de Artigas tras una inversión de 5,7 millones de euros. La principal planta de compostaje tiene ya capacidad para tratar 10.400 toneladas al año de biorresiduos y una cantidad similar en restos de poda. Pero además, la provincia estrenará en los próximos meses otras tres compostadoras verticales en Getxo, Berriatua e Igorre, que sumarán otras 9.000 toneladas de capacidad, así que la capacidad del territorio alcanzará las 20.000.depósitos serán ampliables y no se descarta estrenar más en otras localidades, si bien la Diputación ha desechado «por distintos motivos» otros puntos de compostaje en «Elorrio, Berriz, Garai, Durango o Amoroto».

Cada uno de ellos requerirá una inversión de 700.000 euros, y aquí se encuadra el coste de personal, aunque solo requerirán a un trabajador a media jornada. El coste de mantenimiento rondará los 70.000 euros anuales. En el caso de Getxo, lo asumirá el propio Consistorio. La planta de Berriatua será gestionada por la Mancomunidad de Lea Artibai y la de Igorre, por la sociedad foral Garbiker. La puesta en marcha de las compostadoras llegará algo después de que desde este mismo lunes, el contenedor marrón admitirá carne, embutidos, pescado, marisco, restos de huevo y sus cáscaras o quesos se sumarán a los que ya debían depositarse en estos contáiners, como frutas, verduras, legumbres, hortalizas, pastas, arroces y semillas, «un paso importante que permitirá incrementar la recogida de esta fracción y avanzar hacia una Bizkaia más verde y sostenible», ha expuesto la diputada de Sostenibilidad y Medio Natural, Elena Unzueta. Ello permitirá que crezca el reciclaje de residuos orgánicos, que es en la actualidad de apenas el 2% , la mitad de lo planteado como objetivo en 2016.

Este tipo de basura supone el 40% de las típicas bolsas que se tiran al contenedor de resto. Avanzar en la separación en origen de este tipo de basura supondrá acercarse a las metas que impone la unión europea. Además, ello permitirá sacar más partido a los más de 7.000 contenedores marrones desplegados por toda la provincia- los hay en el 88% de las localidades vizcaínas- y producir más toneladas de compost, que se vende a ayuntamientos, empresas de jardinería y particulares. El proceso de fabricación dura unas ocho semanas. Tras un triaje, el residuo se fermenta y después se voltea y airea.

La diputada ha comparecido a petición del juntero del PP Eduardo Andrade, que solicitó más información sobre estas plantas de compostaje comarcales y los criterios seguidos para su ubicación en estos municipios en concreto, aunque el apoderado morado Xabier Benito también había registrado una pregunta oral por este tema. A juicio de este parlamentario vizcaíno, es una buena noticia que los contenedores marrones vayan a poder recibir desde el lunes todo el residuo orgánico pero cree que todavía hay una gran parte de la población que no utiliza este contenedor y que los incentivos económicos serían más eficaces. El apoderado de EH Bildu, Raúl Méndez, apuntó que «aunque la medida llega tarde, era necesaria para acercarnos a los objetivos planteados por Europa». Y ha preguntado por las campañas de sensibilización que deben realizarse para fomentar este tipo de recogida selectiva.

Zabalgarbi, S.A.
Artigabidea, 10
48002 Bilbao
Bizkaia
Phone number: 94 415 52 88
Fax: 94 415 19 69