APPA afirma que las energías renovables han abaratado el mercado en 7.600 millones entre 2005 y 2011

12 diciembre, 2013 adclick Sin categoría

 

EUROPA PRESS

En declaraciones a Europa Press, Villarig aludió de esta forma a la suspensión de partidas de dinero público destinadas inicialmente al sistema eléctrico y al déficit de tarifa de 3.600 millones que esta circunstancia ocasionará en 2013.

“Que en los costes regulados se incluya el déficit del Estado” implica que el “contribuyente eléctrico” no solo deberá pagar vía tarifa los 3.600 millones, sino que, a diferencia de si lo pagase a través de los PGE, “también deberá pagar el 21% de IVA y el 5% de impuestos correspondiente a este importe”, recordó.

Para Villarig, este nuevo déficit de tarifa forma parte de la “improvisación” e “incertidumbre” que el Gobierno está generando en el sector eléctrico, y que afecta especialmente al sector de las renovables, donde “se requieren fuertes inversiones y planteamientos a largo plazo”. El Ejecutivo ni siquiera ha desglosado el nuevo recorte anual de 1.350 millones al régimen especial, y esta cifra podría quedarse “corta”, advirtió.

“A las cerca de 500 empresas asociadas a APPA les preocupa la incertidumbre en la que están metidas, después de haber realizado sus inversiones en su momento sobre la base de unos parámetros. Ahora no tenemos ningún parámetro sobre el que tomar decisiones y sentimos impotencia por no ser escuchados ni tenidos en cuenta. En esta situación, te sientes engañado”, aseguró Villarig.

La asociación denuncia además el “empacho de legislación impresentable” a la que el sector se ha enfrentado con el anterior y actual Gobierno y lamenta que “a la opinión pública se le esté vendiendo que todos los problemas son culpa de las renovables”. “Puede ocurrir en algunas cosas, pero antes de las renovables ya había un déficit de tarifa de 8.000 millones”, indicó.

Con el nuevo esquema retributivo de la reforma, “va a haber tecnologías más castigadas que otras, y alguna no va a poder resistir estos cambios y va a ir al ”default””. “El Gobierno debería meditar acerca de esta responsabilidad antes de llevarlo adelante”, señaló.

Las empresas de renovables se enfrentan ahora a “una travesía en el desierto” y perciben que España “ha pasado de ser el modelo de lo que hay que hacer en renovables a convertirse en el modelo de lo que no hay que hacer”.

“PROFUNDIZAR” EN LOS PROBLEMAS.

El presidente de APPA considera que el Gobierno “no ha profundizado” con su reforma en los problemas reales del déficit de tarifa, lo que los condena a “resurgir”. Entre ellos, figura la “sobrerretribución” que a su juicio disfrutan la hidráulica y la nuclear, y la consideración de la retribución a las renovables como un coste regulado, cuando estas tecnologías no hacen sino producir electricidad y, por tanto, deberían tener los costes plenamente integrados en el mercado.

Sobre la retribución a nuclear e hidráulica, denunció los ”windfall profits” que han permitido disfrutar a estas tecnologías de “sobrerretribuciones anuales de 2.000 millones” durante ocho años. “El Gobierno ya introdujo una corrección” al elevar la fiscalidad de estas tecnologías, “pero se quedó corto”, consideró.

En cuanto a las renovables, Villarig reclamó que sus incentivos se integren en el ”pool” como ya ocurre con los pagos por capacidad del gas y consideró que los recientes máximos de precios en el mercado en momentos de poca eolicidad dejan “claro el efecto depresor” de precios de estas tecnologías. APPA sostiene que las renovables han abaratado el mercado en 7.600 millones entre 2005 y 2011.

ESCALADA DE PRECIOS EN EL ”POOL”.

Sobre los recientes máximos de precios en el ”pool”, Villarig señaló que “se está interpretando como un pulso al Gobierno”, aunque no quiso alentar esta especulación. “No me atrevo a certificar que haya malicia” por parte de las eléctricas, señaló.

En todo caso, sí se mostró “preocupado” con el efecto del coste de la energía no solo para los hogares, sino para la competitividad de las empresas, y atribuyó parte de esta circunstancia a los altos impuestos con que se grava la tarifa.

“Cuando la tarifa es una percha para el déficit del Estado, se paga un 21% de IVA, un 5% de impuestos y un 7% de impuestos a la producción, que no me hablen de que la energía es cara”, afirmó, antes de mostrarse partidario de sacar del recibo de luz “una cantidad de cosas que no tienen que ver” con la actividad eléctrica. “El déficit de tarifa que tenemos es porque hacemos las cuentas como las hacemos”, sentenció.